PAN denunciará presuntas irregularidades en compra de ventiladores para Covid-19

Redacción / 13 de abril de 2020 / con información de Milenio

El PAN anunció que presentará ante la Fiscalía General de la República (FGR), así como ante la Secretaría de la Función Pública, una denuncia por presuntas irregularidades en la compra de 2 mil 500 ventiladores para atender a pacientes graves de Covid-19, que se hizo a través de un contrato de más de 2 mil 223 millones de pesos.

De acuerdo con documentos que dice el partido haber recibido de forma anónima, el precio en que adquirió los ventiladores la empresa Levanting Global Servicios LLC, S.A, con quien el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) realizó, permitiría adquirir 3 mil 804 ventiladores adicionales.

A través de un comunicado, el partido detalló que el contrato fue firmado el 31 de marzo pasado y ampara la compra de los insumos, entre ellos 500 ventiladores de traslado pediátrico-adulto Covid-19, además de otros 2 mil ventiladores adulto-pediátrico para Covid-19, por un total de 80 millones 725 mil dólares más el Impuesto al Valor Agregado.

Sin embargo, según el acuerdo firmado entre la empresa Stefano International Commerce Co., LTD con sede en Shanghai, China y el presidente de Levanting Global Servicios LLC S.A, Valdemar Pérez Ríos, con fecha 30 de marzo, el precio pactado por los 2 mil 500 ventiladores es de 32 millones de dólares.

Cabe señalar que la empresa Levanting Global Servicios LLC S.A, constituida en 2012, reporta experiencia exclusivamente en el sector energético y carece de experiencia en equipo médico, además de que su presidente Valdemar Pérez Ríos ha sido vinculado a diversas irregularidades tanto en Estados Unidos como en México.

Frente a este panorama, el dirigente del PAN, Marko Cortés Mendoza, se decidió, a través de la coordinación jurídica del partido, presentar una denuncia ante la Fiscalía General de la República, por presuntas irregularidades en el proceso de adjudicación directa.

“La emergencia derivada de la pandemia del Covid-19 no puede ser pretexto para el mal uso de los recursos públicos; comprendemos la premura de conseguir los ventiladores, pero al mismo tiempo exigimos el cumplimiento de las leyes y refrendamos nuestro compromiso con la transparencia y la rendición de cuentas”, agregó.